(+56) 22 6314150
(+56 9) 5647 4861
INFO@CECOWORK.COM
Las cosas que haces mal al vender según el Lobo de Wall Street

Las cosas que haces mal al vender según el Lobo de Wall Street

¿A quién lo le dieron ganas de emprender luego de ver El Lobo de WallStreet? Tal vez no al mismo nivel o con las mismas tácticas que Jordan Belfort, pero probablemente pensaste “hey, si el pudo vender lo que sea, ¿por qué yo no?”.

Pues bien, el Belfort de verdad (que no es Leonardo Dicaprio) pasó de convicto confeso a rockstar que da conferencias por todo el mundo luego del estreno de la película que se basa en su vida el 2013. Su fama y sus consejos lo han llevado hasta Zurich, centro financiero de Europa, donde los asistentes pagaban entradas VIP para sacarse una selfie con el ex inversionista.

En sus conferencias, habitualmente hace énfasis en los errores que todos cometen al momento de vender sus productos, que los lleva al fracaso de sus emprendimientos: las ideas erróneas que tienen sobre las ventas y la riqueza. Acá te dejamos los más frecuentes.

1. No tener certeza
Es el mensaje en el que más hace énfasis Jordan Belfort durante sus seminarios. El más grande error que comete la gente, asegura, es que piensan que las ventas se atienen solamente a productos y servicios. “No importa lo que hagas, si eres maestro, abogado o padre. Las ventas tienen que ver con las emociones y cómo las transformas.”

Y para que una venta de un producto, idea, razón, o sentimiento sea exitosa, es necesario el convencimiento de lo que se vende y transmite, con los pensamientos y emociones.

“Si vendo un auto, tengo que estar jodidamente convencido de que es el mejor auto del mundo (…) Tienes que pasar de vender la mierda más grande del mundo a estar convencido de tener algo muy bueno”, dice el Lobo de Wall Street. “Si quieres acercarte a la gente, tienes que hacerlo con un estado absoluto de convencimiento. Y puedes vender lo que sea, acciones, seguros, Bitcoins”, agregó el corredor de bolsa que fincó su éxito vendiendo “Penny Stocks”, títulos basura que valían menos de un dólar, pero convencía a la gente de que los compraran.

2. No tomar acción
¿Qué distingue a la gente rica de la que no lo es? Que los primeros toman acciones.  Belfort asegura que todos pueden tener ideas maravillosas que necesitan salir, pero la gente exitosa es la actúa al respecto. “Si encuentras el dinero, no dejes pasar la oportunidad”.

3. No contar con estrategia
El rockstar de los brokers les recomienda hacer este ejercicio a los presentes en sus charlas: Siéntense a oscuras en la sala, cierren los ojos e imaginen un gran cheque de 500,000 dólares. Después, piensen en lo que tienen que hacer para tener ese cheque en sus manos. Ahí entra la estrategia.

“No se trata solamente de tomar acción. Sin estrategia, todo se va a la mierda”, resalta Belfort, quien usa el mismo lenguaje que DiCaprio cuando le dio vida en la película de Scorsese. “La estrategia es el inicio de la persuasión”, y para tener la estrategia se puede obtener ayuda de cualquier lado, hasta de expertos para encontrar el mejor modelo. El cliente puede tener interés en el producto, pero si no hay estrategia, acción y certeza, la venta se esfuma.

4. Tener creencias que obstaculicen tus metas
Todo mundo tiene creencias, y está bien tenerlas. “Hasta puedes creer en el maldito Viejo Pascuero”, asegura Belfort. Pero hay cúmulos de afirmaciones relacionadas con el dinero que pueden impedir alcanzar lo que te mereces y mencionó cinco:

– Si me vuelvo rico seré codicioso.
– No soy un emprendedor material.
– Las ventas son el mal.
– Tengo que sacrificar todo por el trabajo duro.
– Todo me pasa a mí.

“Puedes culpar al gobierno, a la economía, a tu familia. Pero la historia que tienes sobre ti es lo que te detiene para conseguir lo que quieres.”

5. No tener visión
Belfort habla abiertamente sobre los 22 meses que pasó en prisión por hacer dinero con acciones fraudulentas. Cuenta que en las noches cerraba sus ojos y se imaginaba a sus dos hijos y se decía a sí mismo: “Tengo que salir de aquí para demostrarles a mis hijos que su padre no es un perdedor.”

La visión no se trata sólo sobre los objetivos, sino del futuro. El secreto de Belfort para permanecer positivo, según él, es tener el enfoque y visión adecuada.

6. No conocer las reglas
Los errores anteriores son los que comete la gente la gente en su mundo interior. El Lobo de Wall Street dice que el mundo está dividido en dualidades: arriba, abajo; cerca, lejos; debajo, encima; sí y no. Y el mundo se divide en el interior y en el exterior.
Afuera también se cometen muchos errores. Uno de los más comunes es desconocer las reglas del juego. “Si no conoces las reglas de los negocios, no harás dinero.”

7. No hacer marketing
Para vender hay que encontrar a los prospectos correctos de compradores. Y el marketing se trata de encontrar a la gente correcta.

En la película, Jordan les dice a los empleados cuáles son los clientes potenciales, quiénes pueden comprar las acciones de compañías que jamás habían oído hablar, pero con algo de insistencia y convencimiento, lograban una orden de compra.

¿Funciona todo esto? Estamos hablando de un hombre que literalmente vive de los derechos de autor que patentó sobre sus memorias, las que vendió al mejor postor y resultó en dos libros y una película de culto. Y ahora se dedica a compartir su conocimiento con los demás, por un precio no menor. El hombre sabe vender, y si queremos hablar de emprendimiento, más de alguna cosa podemos aprender de él.

 

AGREGAR COMENTARIO

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *